Gluten, enfermedad celíaca e infertilidad

Algunos casos catalogados como esterilidad de origen desconocido y abortos de repetición, muestran de fondo cierta intolerancia al gluten en mayor o menor grado.

La enfermedad celíaca es un trastorno caracterizado por una intolerancia al gluten, una proteína presente en ciertos cereales. Es considerado como uno de los trastornos digestivos más frecuentes, pudiendo afectar a una de cada 100 personas. Puede aparecer en cualquier momento de la vida, desde la lactancia hasta la vida adulta. Sin embargo, se calcula que un alto porcentaje, hasta un 75% de los pacientes, no han sido diagnosticados.

Esta proteína, llamada comúnmente gluten, la encontramos en el trigo, cebada, centeno, avena, espelta, sémola, bulgur, kamut, couscous, tabule, tempura y malta. Por ello, es frecuente su presencia en:

  • Panes, pasteles, tortas, galletas, rosquillas, galletas saladas y otros productos de panadería, ya que la mayoría están hecho con harina de trigo.
  • Cereales para el desayuno.
  • Pastas alimenticias, incluso ñoquis, spaetzle, chow mein y pastas rellenas.
  • Aperitivos, especialmente si están sazonados o altamente procesados.
  • Sopas precocinadas.
  • Carnes o verduras rebozadas, como el pollo frito o verduras en tempura.
  • Albóndigas, embutidos, pastel de carne y alimentos similares, ya que a menudo contienen pan rayado o harina.
  • Salsas para ensalada, salsa de soja y otros condimentos.

muesli-1270524_1920Los afectados de esta enfermedad, ante la presencia del gluten en los alimentos, presentan reacciones inflamatorias de la mucosa del intestino, estimulando la producción de anticuerpos frente al gluten. Éstos pueden salir a la sangre y provocar un daño en el revestimiento del intestino, el cual se inflama y daña las pequeñas vellosidades que absorben los nutrientes. Así el intestino es incapaz de absorber los nutrientes eficazmente, pudiendo causar déficit de ácido fólico, hierro, vitamina D, y otros nutrientes esenciales para diversos procesos entre ellos la fertilidad y un embarazo saludable.

Los síntomas más comunes son: diarrea, pérdida de peso, caída del cabello, depresión, ansiedad, hinchazón abdominal y erupciones cutáneas. Pero existen manifestaciones menos frecuentes, algunas relacionadas con la ginecología y la fertilidad:

  • Inicio tardío de la primera menstruación (menarquia tardía)
  • Amenorreas secundarias
  • Trastornos hormonales
  • Alteraciones en el embarazo: crecimiento intrauterino retardado o bajo peso al nacer.
  • Falta de ovulación
  • Menopausia precoz
  • Abortos de repetición
  • Dificultad para tener hijos

En los últimos 10 años, diversos estudios han examinado la conexión entre la enfermedad celíaca y la infertilidad, concluyendo que algunos casos  catalogados como esterilidad de origen desconocido y abortos de repetición, muestran de fondo cierta intolerancia al gluten en mayor o menor grado. Se estima que hasta el 8% de las mujeres con esterilidad de origen desconocido pueden tener enfermedad celíaca. Otros estudios muestran la conexión hasta en un 27 % de los casos de esta enfermedad con algunos procesos autoinmunes sobre todo tiroideos, también influyentes en la fertilidad. Incluso, se ha demostrado una relación entre intolerancia al gluten y la endometriosis (otro factor determinante en el proceso reproductivo).

Se estima que hasta el 8% de las mujeres con esterilidad de origen desconocido pueden tener enfermedad celíaca.

Un estudio realizado por médicos del Hospital Thomas Jefferson de Philadelphia, ha demostrado que la tasa de abortos espontáneos de repetición y esterilidad en pacientes con enfermedad celíaca es, al menos, cuatro veces mayor que la población general.

Por todo ello, y dado el alto porcentaje de pacientes que padece la enfermedad o tiene cierto grado de intolerancia al gluten sin diagnóstico, es recomendable la realización de estudios analíticos para descartar su implicación, en los casos de esterilidad de origen desconocido o abortos de repetición.

Una vez catalogado este trastorno, la eliminación del gluten podría aumentar las posibilidades de éxito. Actualmente, en el mercado existen muchas alternativas alimenticias que podemos utilizar, a través de alimentos que no contienen gluten, como son: amaranto, arroz, avena sin gluten, maíz, mijo, quinoa, etc.

De esta forma, el tratamiento de la fertilidad debería empezar con un gesto tan simple como la dieta.

Rafael Serrano Nogales Responsable Unidad de Reproducción Asistida Huelva

Rafael Serrano Nogales
Responsable Unidad de Reproducción Asistida Huelva

 

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetado con: , , , , ,
Publicado en: Reproducción asistida

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*